Energía para una Nueva Vida: internos de Colina II se especializan en ERNC y Eficiencia Hídrica

La iniciativa es parte del proyecto “Energía para una Nueva Vida” impulsado por Gendarmería de Chile y Fundación Casa de la Paz en colaboración con el CFT IDMA, por medio del cual se busca perfeccionar los conocimientos de los internos en la implementación de sistemas de energías renovables no convencionales, aportando así a su reinserción social y a la consolidación de un modelo de gestión ambiental en esta unidad penal.

Los internos de los módulos 5 y 9 del Centro de Cumplimiento Penitenciario de Colina II se capacitarán y contarán con el soporte técnico y material para implementar modernas instalaciones basada en tecnología solar fotovoltaica, solar térmica y de riego automatizado: un nuevo paso hacia un penal más sustentable.

La iniciativa es parte del proyecto “Energía para una Nueva Vida” impulsado por Gendarmería de Chile y Fundación Casa de la Paz en colaboración con el CFT IDMA, por medio del cual se busca perfeccionar los conocimientos de los internos en la implementación de sistemas de energías renovables no convencionales, aportando así a su reinserción social y a la consolidación de un modelo de gestión ambiental en esta unidad penal.

Este innovador proyecto cuenta con el financiamiento del Fondo de Protección Ambiental (FPA) del Ministerio del Medio Ambiente y busca dar continuidad a las iniciativas financiadas por la misma institución a partir del 2014.
Claudia Caroca, Asistente Social de Gendarmería y encargada del programa de reinserción socio laboral Colina 2.Zero señaló: “como institución valoramos mucho el impacto que ha tenido en los internos el proyecto, que va más allá de la instalación de paneles fotovoltaicos o paneles termosolares. La intervención beneficia a las personas mejorando su autoestima y entregando herramientas y espacios de innovación que se convierten en una estrategia de reinserción social. Esta iniciativa es uno de los muchos proyectos que se desarrollan como programa COLINA 2. Zero y aborda espacios que contribuyen a cambiar la mirada. Cada proyecto es importante y forma parte de este objetivo mayor que es dotar a los internos de herramientas para que enfrenten su reinserción social”.

Por su parte Paola Ángel, Encargada Regional del Fondo de Protección Ambiental, destaca que “este es el tercer proyecto consecutivo que se ha financiado en el Modulo 5 del penal Colina 2, impulsando conocimientos y sensibilización en temáticas ambientales, e instalando capacidades en instalaciones de riego y uso de energía solar. Es muy gratificante poder apoyar estas iniciativas, que surgen a partir del trabajo que los propios internos fueron impulsando en materia ambiental desde el año 2012, el cual fue acogido por la Asistente Social del Módulo, y luego por las distintas instituciones que hoy se asocian en este proyecto. El Fondo de Protección Ambiental justamente busca apoyar iniciativas que surgen desde la ciudadanía y lograr contribuir a la reinserción social de estos internos desde el ámbito ambiental, es una motivación adicional”.

Durante los primeros meses de ejecución del proyecto se realizaron talleres de capacitación y especialización en energía solar fotovoltaica, con el propósito de crear las competencias necesarias para la instalación de estas tecnologías entre los internos de ambos módulos. Además se instaló un sistema fotovoltaico para la iluminación del Punto Limpio presente en el interior del Centro Penitenciario. La segunda etapa de la iniciativa contempla la implementación de un proyecto piloto para la calefacción de agua caliente que derivará en la instalación demostrativa de algunas duchas solares para los internos, mientras que la tercera abordará el riego automatizado de las huertas de los módulos 5 y 9 como una forma de fomentar la eficiencia hídrica en el penal.

“Las aplicaciones de energías solar son sencillas de utilizar y de un fácil entendimiento. Para su masificación en Chile, sólo se necesita de educación y capacitación específica con sólidos fundamentos técnicos a nuestra comunidad. El plantear un modelo energético basado en tecnologías para el siglo XXI, abre una nueva visión de futuro en los internos de Colina 2, tanto en lo personal como en la creación de capacidades técnicas innovadoras en cada uno de los participantes del curso” enfatizó el Profesor Rodrigo Valdovinos, Jefe de Carrera de Energías Renovables y
Eficiencia Energética del IDMA y miembro de la International Solar Energy Society.

Finalmente Marcelo Blondet, profesional de Casa de La Paz y coordinador del proyecto, se encargó de relevar la muy buena aceptación que tiene la iniciativa entre los internos de los módulos participantes. Luego indicó que “este proceso ha permitido asociar problemáticas como el cambio climático y el uso sustentable de los recursos con mejoras concretas en la calidad de vida de los internos. Esto permite generar sentido y un gran interés en torno a las temáticas desarrolladas”.

Déjanos tu comentario