Menú

Sin conciencia de mal.

Hay una rabia oculta y un espíritu de venganza que no tiene parangón y todo este proceder descansa en una visión de la vida en que todo está permitido y cuando uno los adentra en la reflexión para que vean los hechos desde otra perspectiva, parece ser que el diálogo no logra ningún objetivo ni sentido

Lo anterior, aunque pueda parecer muy drástico, lo digo porque he tenido la oportunidad de conversar con algunos de estos jóvenes. En realidad cuando uno los aborda se da cuenta que, muchas veces, no calibran la profundidad de lo sucedido, es más, algunos de ellos relatan la experiencia justificándola y con ningún signo que demuestre que hubo conciencia de mal.

Por Nicolás Vial

Padre Nicolás Vial, Presidente y fundador de Fundación Paternitas

Los medios nos informan, casi obsesivamente, de episodios  delincuenciales de gran connotación.

El denominador común de estas noticias tan impactantes, es que son llevadas a cabo, en su mayoría, por adolescentes. Es preocupante la violencia sin límites que ejercen estas personas cuando cometen tales fechorías.

Estas actitudes, absolutamente  normales para  una gran mayoría de quienes sin familia constituida, ni valores , ni principios, los lleva a  actuar en un desenfreno tal, que todo podría parecer aceptable.

Esto es gravísimo, pero se fundamenta en una historia personal desgarrada, de miseria, de violencia, de ausencias parentales, que sobrecoge. Hay una rabia oculta y un espíritu de venganza que no tiene parangón y todo este proceder descansa en una visión de la vida en que todo está permitido y cuando uno los adentra en la reflexión para que vean los hechos desde otra perspectiva, parece ser  que el diálogo no logra ningún objetivo ni sentido

Lo anterior, aunque pueda parecer muy drástico, lo digo porque he tenido la oportunidad de conversar con algunos de estos jóvenes. En realidad cuando uno los aborda se da cuenta que, muchas veces, no calibran la profundidad de lo sucedido, es más, algunos de ellos relatan  la experiencia  justificándola y con ningún signo que demuestre  que hubo conciencia de mal.

Considerando lo que se ha dicho precedentemente parece urgente abordar el conflicto que parece adueñarse del corazón humano, desde la perspectiva técnico científica, pero con especial atención en lo que respecta al ámbito moral, espiritual y religioso. Es  fundamental considerar al sujeto que comete estos delitos como alguien aguijoneado por una historia personal marcada a fuego por experiencias traumáticas, de impresiones negativas, violentas y de extremo dolor. Con esta carga creció, es un sobreviviente, amenazado por desconocidas  corrientes que emergen desde lo profundo que acechan, embisten y agreden.

Así las cosas, nos parece necesario que  las instituciones, tanto  Judicial,  de Gendarmería  y Sename, establezcan un protocolo terapéutico que permita ayudar a sanar o por lo menos a minimizar las consecuencias que arrastran muchos de los jóvenes que se encuentran privados de libertad. Estas  huellas históricas, altamente peligrosas, son las causantes de acciones delictuales de gran impacto social.

Si se cree que basta y es suficiente la pena corporal para recuperar a un individuo del ámbito delictual,  es una gran  equivocación, porque al  priorizar el encierro sobre lo humano y sus conflictos, se precipita al país, en un futuro próximo, a nuevas y desconocidas acciones delictuales, cada vez más cruentas, violentas y  perversas.

Déjanos tu comentario

  • Mario Nova L

    Al fin se le pega en el clavo TAN FACIL cómo no ?? todas las ideas que aplica el perverso no son iluminaciones divinas…  tampoco son iluminaciones diabólicas..  sólo representan un concepto que se anidó en su cabeza, tomó la fermentación apropiada y dió a luz a los meses que dura la gestación….  de ahí vino la aplicación…  en la soledad de la celda y la privación de la libertad…  no existe ni una opción para erradicar su concepto concebido y proporcionarle exactamente lo mismo con la versión de la bondad…. es decir el justo equilibrio para que el individuo tenga las dos opciones NO HAY DUDA cual le resultaría mas gratificante….     ELOP TIMISTA

  • Totalmente de acuerdo con lo descrito porque trabajo en una cárcel de alta seguridad donde las personas son encerradas y pasan los años y la persona envejece y se embrutece y no se le entrega NADA.  Más encima se burla al Estado con firmas de capacitaciones y cursos inócuos para los encarcelados.  La cosa es ganar plata con esta desgracia.  Además, el abuso de las personas uniformadas que deberían participar en la recuperación de estos compatriotas, su desidia y conductas inmorales no hacen nada más que profundizar y demonizar este sistema.  Entonces, manos a la obra: implementar un protocolo de recuperación de personas con conductas delictuales (con check list y todo) y poner más gente que acompañe permanentemente en las cárceles a los privados de libertad deberían ser efectivos para terminar con este vergonzoso negociado con la desgracia de un sector de la población.
    Gracias P. Nicolás por su incesante compromiso y apoyo a esta actividad.

  • Padre Nicolás: Dios lo ilumina, ruego a usted crear ese protocolo, concursarlo, publicitarlo, pedir un voluntariado para rehabilitación, lo que sea, pero, por favor, insista en  ésto. Amén.

  • Marcelo Manriquez

    Deben darle a todos
    la oportunidad de trabajar…..hacer una actividad al aire libre
    aunque sea engrillado (como antiguamente se hacía en Estados Unidos….y que no
    salga un “obtuso” a decir que eso es inhumano y contrario a los derechos
    humanos)….eso les permitirá
    respirar…”sentirse útiles a la sociedad y así cambiar el chip
    de que solo mediante la delincuencia se puede sobrevivir…..y lo
    mejor….”le permite ayudar a su familia económicamente o para comprar su
    alimento (¿quién come la comida que dan allí?…muy pocos por lo que
    sé…..cocinarles es gastar dinero solo para tirarlo a la basura, mejor
    invierten esa plata en una sala de juegos o una cocina comunitaria, lejos de
    los dormitorios, en una biblioteca o en un gimnasio)…….y así, si se trata
    de un padre de familia………los hijos no tengan la “tentación” o
    “necesidad” de salir a hacer lo mismo que el
    padre…”delinquir”.

    En el fondo es una forma
    de rehabilitación, de darles una oportunidad, de mostrarles, “hacerles
    vivir… el lado honrado de la vida”……que les permita recapacitar y
    darse cuenta que el camino del trabajo honrado…no es tan complicado y que
    incluso es más “gratificante y menos estresante”, que la vida que
    llevan, aunque debo reconocer que muchos de ellos (delincuentes) ya están
    curados de espanto….y para ellos, robar, dañar, amenazar, herir y

     

     

    matar a a otro….es
    algo tan natural como comer e ir al baño. Su conciencia está sedada,
    anulada….producto de una vida sacudida y azotada por el continuo dolor y sufrimiento.
    La pobreza….(aunque reconozco que estoy en completo desacuerdo con
    incluirla….porque la pobreza puede ser digna y no impide llegar a la completa
    felicidad y menos ser impedimento para que una persona adquiera valores éticos
    y morales….decir y asegurar que la pobreza genera delincuencia es estigmatizar
    la pobreza) pero principalmente la carencia de afectos en su niñez, ya que la
    pobreza se pude sobrellevar dignamente pero la falta de cariños y afectos en el
    periodo más importante para la formación psicológica (como la formación de
    valores) de una persona (La niñez)……es la principal
    causa…..generalmente producto y culpa principalmente de los excesos de los
    padres; drogas, alcohol, largo historial violencia intra-familiar (del cual
    aprende que la única forma de solucionar una discusión…..es por medio
    del uso de la violencia, ya que la intolerancia se incluye…..como
    un anti-valor) o simplemente porque fueron criados en el seno de una familia
    mono-parental, donde generalmente es el padre el que falta y la madre asume,
    entonces crecen sin un padre que le ponga cotos o límites a su accionar
    (en una sociedad machista esa es una tarea que solo puede ejercer el
    padre)…entonces crecen con la idea que pueden hacer lo que quieran, cuando
    quieran y con quieran……..impidiéndole así, a
    aprender …a auto-controlarse (aptitud necesaria para convivir
    sanamente con el resto, ser un ser social, convivir en sociedad….no saben que
    la libertad de un individuo termina cuando comienza la del otro) y
    también, a dilucidar entre lo que es bueno y lo que es malo….etc.

    ADEMAS, HOY EN EL CAMPO
    CHILENO….SE NECESITA UNA INGENTE CANTIDAD DE MANO DE OBRA. HOY LOS
    AGRICULTORES NO ENCUENTRAN TRABAJADORES QUE QUIERAN TRABAJAR COMO TEMPOREROS,
    POR EJEMPLO. ASÍ, GANAN UNOS Y OTROS. INCLUSO LOS GASTOS DE TRASLADO Y DE
    PERSONAL PARA SU CUIDADO…..PUEDEN SALIR DE LOS INGRESOS OBTENIDOS DE SU
    TRABAJO O IR MITAD Y MITAD CON EL FISCO, AL FINAL, SEGURO QUE MUCHOS IRÁN A
    TRABAJAR…….no solo por la plata, sino principalmente…por respirar aire
    puro y ver la bellezas y el colorido del campo Chileno, escuchar sus sonidos
    etc…..eso los va a relajar, bajar su nivel de tensión (que cualquier chispa o
    roce trasforma en violencia). Incluso puede ser una forma de premiar las buenas
    conductas….y así “incentivarlas”.

     

     

    Además hay mucho para
    desmalezar en los alrededores de las ciudades y así nos
    evitamos los incendios forestales en verano, que tanto daño hacen al contaminar
    el ambiente, a la fauna y flora…y sin considerar los millones en perdidas
    económicas e incluso a veces humanas que provocan los incendios forestales….y
    los gastos que se incurren para combatirlos (¡nada mejor que prevenir!).

    Estar encerrado, entre
    cuatro paredes, privado de libertad…..es lo más auto-destructivo
    y pernicioso para la psiquis humana……..y hoy, las cárceles solo
    son Universidades para los delincuentes, que con todo el tiempo del
    mundo disponible…planean, desarrollan, tecnifican, planifican y
    perfeccionan….hacen una ciencia del “arte de delinquir”…..y de
    aprenderse “al dedillo” las leyes penales Chilenas y de todos sus
    resquicios……de cómo beneficiarse de las lagunas,
    inconsistencias, contrariedades y “beneficios” del
    “absurdo” sistema procesal Chileno.

    Y les aseguro, que si llevan a
    la práctica esta idea (que tan complicada de aplicar no es)…. a largo plazo a
    muchos de ellos les va a cambiar el chip….y la sociedad Chilena va a hacer la
    otra beneficiada….no sean duros y escuchen.